La Rutina Diaria y La Música

Una pregunta que surgió en la clase del Sábado que quiero compartir con ustedes es la siguiente.

“¿Está bien poner música mientras hago la rutina diaria?”

Le Pregunté ¿Cuál era su preocupación?
* Ella pensaba que al escuchar música podría uno perder el enfoque de los ejercicios.

Compartí con ellos el experimento de oir la misma música al hacer la rutina diaria todos los días y que al paso del tiempo, llegaba un momento en que con el simple hecho de escuchar la música causaba que nuestras energías se comenzaran a balancear (sin hacer el ejercicio). Algo similar a lo que sucede en el experimento de los perros de Pavlov. Obviamente el simple hecho de escuchar la música no debe sustituir hacer la rutina diaria pero ayuda en los días en los que realmente no hay tiempo para hacerla. Uno puede escuchar esa música en el coche cuando va manejando al trabajo.

Otro aspecto que cabe mencionar es que si uno le “encuentra el gusto” a hacer la rutina diaria es mucho más probable que uno haga el tiempo para hacerla “diariamente”. Además de que el poner música que a uno le gusta y “bailar” y “sonreír” haciendo la rutina ayuda a activar los circuitos radiantes y a sentirse mejor. No recomendamos necesariamente Rock pesado, sino algo más suave que ayude al flujo de energía, sería interesante probar haciendo la rutina con diferente música y ver si hay resultados diferentes dependiendo de la categoría de la música.

Como casi todo ejercicio en Medicina Energética, escucha a tu cuerpo (físico y energético) y decide si la música es algo positivo para incorporar a la rutina o si es mejor hacer la rutina en silencio, sólo tú sabes qué es lo mejor para ti en ese momento.

Saludos

Anuncios

Acerca de El Bernie

Hace unos años una “desviación” en el camino de la vida los llevó (a su esposa Klau y a él) a investigar un laberinto de opciones fantásticas, interactuando y aprendiendo de curanderos, sanadores, chamanes, “maestros”, libros, videos y, sobre todo, de ellos mismos enseñanzas increíbles que, seguramente al escucharlas, podrían confundirse con cuentos mágicos de ficción desarrollándose en realidades alternas y muchas veces en universos paralelos. Cada enseñanza y personaje (real o “imaginario”) iba expandiendo los límites de lo que consideraban posible o real, cambiando, definitivamente, la manera de percibir e interactuar con el mundo, al mismo tiempo que su cuerpo y espíritu iban sanando. Las enseñanzas aprendidas a partir de ese hecho hicieron que ese episodio, muy difícil en su momento, pasara de ser uno de los momentos más aterradores de sus vidas (incluyendo a sus familias y amigos) a una de las mayores bendiciones recibidas. Desde entonces “El Bernie” se convirtió en un aficionado de la vida e incansable explorador de la conciencia personal y general. Gerente de Ingeniería en Aviónica de día, juega a diseñar y a arreglar simuladores de vuelo para, en su tiempo libre, dedicarse a su familia, meditación, Qi-Gong, Medicina Energética (de diversos colores y sabores), sanación, cursos y a escribir.
Esta entrada fue publicada en Donna Eden, Rutina Diaria, Uncategorized y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s